El mantenimiento incluye:

Inspeccionar las condiciones ambientales en las que se encuentra el equipo. Los aspectos que se evalúan son: exposición a vibraciones, presencia de polvo, seguridad de instalación y temperatura.

Extracción del fluido utilizado para el calentamiento. Si es agua, puede verterse a un sifón. Si es aceite, se recolecta en un recipiente.

Revisión de las resistencias de calentamiento.

Revisión y limpieza de sistema eléctrico.(cables de conexión, conectores, fusibles, tarjeta electrónica )

Revisión del funcionamiento de sistema control.

Limpieza de la cámara de agua. Remoción de óxido si se presentan indicios de corrosión.

Verificación funcionamiento del equipo.

Se entrega informe de mantenimiento del equipo, informe de verificación del equipo, etiqueta de mantenimiento y verificación.